Bolivia

el

Ya estoy en Bolivia con Yami y con Ivana, descansando en el Hotel San Antonio de Potosí, en un día frío y lluvioso. El paso de Argentina a Bolivia fue nuestra primera odisea, porque dos de las tres personas que cruzamos estábamos en Infracción. Fue el 15 que cruzamos, y nos fuimos los tres para Tupías, para hacer combinación a Uyuni. Después de algunos idas y vueltas, pudimos enganchar una camioneta que nos llevó a Uyuni ese mismo día a  11 argentinos, 2 cholas, 2 guaguas, y el chofer. 2 se descompusieron en el bondi y pensé que se venía el efecto dominó, pero por suerte llegamos a Uyuni sanos y salvos. Pasamos unas 6 horas en el Hotel El Salvador, y bien temprano me fui a buscar el tour para el salar. Entonces suerte y regateo mediante, el 16 de enero emprendimos la excursión al salar con 2 suizos, 2 alemanas , Bernardo, Adela, y nosotros tres, en la toyota que se la re aguantó. 

 La experiencia nuevamente fue altamente gratificante, con un espejo de agua que nos permitía cruzar un lago con una camioneta.  Pasamos por la Isla del Pescado (o la falsa), y llegamos al volcán Tunupa, donde nos alojaríamos. Si hay algo que no faltó fue la comida, porque comimos de todo, y muy bien. El clima que se armó entre los europeos y nosotros fue muy bueno, increíble, y Adela y Bernardo le ponían el condimento perfecto.  Gran parte de  la vuelta la hicimos arriba del techo en medio de un cielo de 360 grados. Ayer llegamos al pueblo de Uyuni y enseguidita nos vivimos para acá a Potosí. 

Dando vueltas por Potosí nos encontramos con Ari y Jesi, que acababan de llegar provenientes de Tupías, después de una experiencia poco enriquecedora. Y después no los vimos más… y la noche me encontré con Puche, Huguito y al tano en la pizzería de al lado del Hotel San Antonio.  Ya el jueves sería tiempo de minas y otras yerbas…

 El jueves 19 como dije tocó minas. Roberto nos llevó a nosotros tres y unos 10 argentinos más a las minas del Cerro Rico, ahí en Potosí. Simplemente impactantes y crueles. A la tarde nos dedicamos a recorrer mercados potosinos y a tomar mate, esperando partir  a La Paz. Y partimos y llegamos hoy que, viernes 20 a la Laz, para luego enfilar a algo que no conocíamos pero que nos habían recomendado; Sorata.  Ahora estoy tomando mate con Yami , al lado de un balcón con una vista increíble, con un sonido de ríos bajando, olor a vegetación húmeda y como fondo un cerro nevado.

Hoy Evo Morales, presidente electo de Bolivia asumió en Tiwanaku y mañana lo hace en La Paz, donde nos dirigimos. Dicen que va a haber 200000 personas y que va a tocar Silvio, y quizás nos encontremos con el tapa o con el suizo (el chaco lo dudo). El tema es que este sábado 21 seguimos en Sorata, hicimos caminatas muy lindas, recorrimos mercados, y nos la pasamos tomando mate. Nuestros alimentos de vanguardia por estos días son el pan, el queso de cabra, el tomate, la banana, la papaya, la sandia y el mango. Con eso y algo más nos arreglamos. Y claro está, el mate.

 

22 de enero, día historico para Bolivia porque asume Evo Morales como presidente (primer presidente indígena), y casi historico para los geopibes porque hoy domingo nos encontramos con el Suizo y a la noche con Ale Montañez en un bar . Lástima que el tapa se perdió por ahí en La Paz, y el chaqueño todavía esta pedaleando por Santa Cruz de la Sierra. La fiesta fue a lo grande, con unos colores increíbles, y todo terminó con muchos borrachos, y yo escribiendo esto. Acabo de comprar tres mantas re bonitas que se las compré a una chica boliviana muy linda.

Nos fuimos para la Isla del sol ya con un grupo consolidado que viaja junto y se lleva bien; Gotier (francés), Said(Belga), suizo (argentino), Yami, Ivana y yo. Pasamos los ultimos tres días juntos. Y ahora también se sumaron Ari y Jesi.

 El 24 viajamos a Copacabana y recorrimos el bello pueblo y además jugamos al futbol. Hoy 25, llegamos a la Isla del sol los 8, y con Said nos metimos al Titicaca (congelado) y con los demás también recorrimos sus montes, y nos cansamos mucho. Ahora solo estamos descansando. hoy a la noche nos espera el Ron Habana Club que compramos.

 Estoy en un hostal de la parte sur de la Isla del Sol, el atardecer fue de puta madre, y la caminata también. Yami hoy estaba hecha mierda, por lo que no caminó. Y ahora el que está hecho mierda es Ari, que caga todo lo que come. El Ron es un compañero de viaje más. Con Said y el suizo estamos teniendo muy buenas charlas, y unas buenas caminatas. No hay agua caliente, pero bueno, no hay que quejarse. Como todo tiene un final, hoy 28 de enero se dio la separación del grupo. Ari y Jesi rumbo a Sorata. Gotier, Ivana y Yami rumbo a La Paz,  y el suizo Said y yo rumbo a Cuzco. En la noche de ayer nació el segundo Habana Club, nuestro Ron Cubano. El viaje continuaría con el suizo y Said rumbo a Cuzco. El ron cubano quedó en nuestro poder, no duró mucho días.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s